2.9.05


Un zarpazo, duele, pero disimulo. No me quejo, al menos ya sé lo que no podré ver.
Definitivamente he perdido, si no tengo permiso, he perdido. Guardaba esperanzas, pero hay cosas imposibles.
Disimulo a pesar de que no sé disimular.
Mejor cierro la puerta, no queda gran cosa por ver…
Un espejo roto es todo lo que tengo para reflejar la realidad, y no se si mañana será mejor. Ya no tengo ganas de sacar mas fuerzas. Esta vez perdí, y perdí de verdad.

No hay comentarios: