31.12.05

Y ya van dos...

...Que me dicen que debo tener TRANQUILIDAD.
Hay quien me ha dicho que las cosas me llegarán solas, y no tendré que buscarlas...Hablo de cosas lindas.
Eso espero "chicas".
Gracias por los consejos.

FELIZ AÑO NUEVO

Antigua vida mia?

26.12.05

2005 vs 2006

Sentir y sentirse. Aunque sea mal. Eso me digo para mantenerme viva y alerta. Juego a suponer que lo que viene va a ser mas y mejor.
Tengo tendencia a ser montaña rusa, a mirar al sur, a perder el norte, los puntos de referencia.
El año se marcha y se lleva todo aquello que perdí, aquello que nunca más volveré a recuperar. El año se marcha teñido de sentimientos confusos, de despedidas repetidas, de rayos que se empeñaron en caer en el mismo lugar, de niños perdidos en un agujero negro, de lágrimas negras y rojas, de promesas olvidadas, de juguetes rotos.
Lo que viene no es mas que una hoja en blanco, lo cual es algo de esperanza, también vienen escalones y dudas. Lo que viene va marcado con aquello que quiero olvidar; no mucho mas por el momento.
Y como despedida quisiera romper el hechizo:
* si no puedo nombrarte, para qué quiero tu nombre.
* si no me vas a querer no digas que me quieres.
* si te acercas para abrazarme, no me hagas daño, acércate y permíteme cerrar los ojos.
* defiéndeme para que pueda protegerte.

Veremos después qué es lo que viene.

13.12.05

Hoy te pediría

Que te acerques a mi, a la distancia mas peligrosa que sepas, que me vayas quitando poquito a poco la coraza, que acaricies mi piel para que no duela.
Hoy te pediría que prendas una luz en esta oscuridad en la que me escondo.
Quisiera que te acercaras. Tengo tanto miedo a que me hagas daño, que no logro dar ni un solo paso.

12.12.05

Dulce navidad

Hoy un niño de ocho años ha querido adoptarme para que no me sienta triste viviendo sola...
- Le digo a mi mamá que te adopte y así puedes jugar conmigo y nunca mas tendrías que vivir sola- Me ha dicho.
...Para mi ya han venido Papá Noel y los Reyes Magos...
Estos bajitos a veces me desarman...

10.12.05

No diré que poseo
pero al menos sí transito
por tu desconsuelo
Soy ese vaso que llenas
con tus lágrimas
para poder correr mas veloz
sin el peso de tu pena
Ven a mi
Yo te reparo
Aún me quedan nudos en los brazos

7.12.05

Te doy mi palabra

Desde que te conocí siento que apenas puedo poseerla. Te la doy, te la regalo.
Te doy mi palabra, esa que tanto atesoré; es tuya, como todo lo demás...te pertenece.

5.12.05

Who's gonna ride your wild horses

Sueño que no todo está a oscuras, que las palabras aún tienen ganas de juntarse y que no hay un agujero en mi cabeza que me mantiene en estado de vegetal, sueño que no tengo miedo, que como Alicia pruebo y pruebo, hasta acertar.
Sueño que no todo está vacío, que no todo está perdido. Sueño que él es capaz de beberse el Atlántico, de juntar los continentes porque si, por acercarse a mi.
Quizás decida dejar de soñar, al final siempre están los espejos, y todo parece continuar igual.
Y yo me difumino, casi desaparezco.

Who's gonna take the place of me...

4.12.05

Extraño tu olor...
A veces todo está hecho de esas pequeñas cosas.
Lo extraño...

3.12.05

PRON(H)OMBRE

Desvísteme despacio que tengo prisa por recordar cosas que ya casi se me olvidan.
Repíteme tu nombre como si habláramos del mío.
Dime todo eso que no quiero oír.
Háblame, y cuando te escuche, lámeme el oído sin pudor.
Envenéname igual que me envenenaste una vez, asesíname las noches, incendia mis madrugadas.
Teje una red para que me siente a esperarte.
Muérdeme el corazón.
No me dejes indiferente, no me mantengas tibia.
Arriesga tus mentiras mas piadosas, lanza tus cartas, apuesta diez a uno.
O difumínate, cierra la puerta.
Quiero conocer cual es la distancia que quieres permitirte, no me queda mucho tiempo.
Yo quiero darte lo mismo y todo lo contrario. Quiero dártelo…

1.12.05

Dividida


El tiempo se me hace como una especie de ente elástico que se estira y se encoge. Algunas veces no hay modo de transitarlo y avanzar, otras veces, en cambio es tan estrecho que apenas si da lugar a respirar.
El tiempo tiene la respuesta a gran parte de las preguntas, y eso me inquieta, sobre todo ahora que alguien me recuerda la vieja teoría sobre la verdad del “nada dura”.
Yo solo sé que no hay nadie que pueda tragar todo el agua del mar, ni gritar lo suficiente para que todo el mundo le oiga.
A veces me siento como un fueguito amenazado por una lluvia pasajera.

29.11.05

Quise decirte que...

...Yo no quiero estar en guerra contra la memoria y el diccionario. Quiero una lengua que lama mis heridas, sin mas idioma que los gestos que dibujan días nuevos, nuevas interrogaciones.
Que contra todo pronóstico, contra toda explicación, parece que se abriera un hueco por donde se cuela tu nombre, que las aceras se secan, que los trenes llegan a su destino.
Y entonces siento que mis dedos dibujan tu sombra como no queriendo, y en las fotos todo parece el presagio de que algo te estuviera esperando.

24.11.05

No lloraste, es más, parecía que estábamos contando chistes.
-Tengo una sorpresa- transformaste tu historia en un trocito microscópico de palabras, terminaste diciendo que ya tocaba que te dieran un palo, y nos echamos a reír.
Hace poco un chico cayó al suelo, recibió un gran golpe, se levantó y se rió; después una hemorragia interna le mató sin que nadie se diera cuenta.
Puede que hubiera sido mejor si hubieses vomitado, porque al día siguiente tenías sangre en los ojos y no se te daba bien encender luces; así que te paseaste cerca de mí casi a oscuras y sin abrir la boca. Nunca ha sido fácil apostar fuerte y perderlo todo, sobre todo si estás de puntillas; nunca ha sido nuestro fuerte dejar cosas atrás, y tu ahora lo has hecho y te has quedado un poco sola, así que será mejor que no contemos más chistes.

22.11.05

Lady blue

Hoy voy a empezar
hoy es el comienzo del final
el cocodrilo astronauta soy
en orbita lunar
Y ahora todo es mejor
la lluvia de asteroides ya pasó
y no fue para tanto
y desde aqui
Todo es insignificante
nada es tan preocupante
y el espacio es un lugar tan vacio
siempre
Lady , lady blue
sin control sin direccion
la luz se fue
a donde voy
No volveras a ver
la mirada triste
del chico que observaba el infinito
Llamando a la estacion
perdemos combustible
y la tripulacion
se quiere despedir desde aqui
Dejo esta grabacion
a falta de algo mejor
la soledad es un lugar tan vacio
siempre
Lady , lady blue
sin control sin direccion
la luz se fue
a donde voy
Desde hoy
no temas nada
no hace falta ya
todo se fue con el huracan
nada queda
de las vueltas que el tiempo nos dio
todo se fue con el huracán.

(Bunbury)

20.11.05

El primer adios

Mas lejos imposible.
Las esperanzas se me caen como una casa en ruinas, se me derrumban las ganas de seguir creyendo en ti. Los castillos de arena tan solo son barro tras un golpe de agua salada.
Mi nuca es nido de punzadas ardientes, mis huesos son el envoltorio de un hueco que ya nada podrá llenar. Tan solo resiste un indicio de vos, ese que ahora ya conoces y no aprenderás a nombrar. Soy un edificio en llamas, con un solo inquilino, soy todo lo que no has querido, y ya no estoy de saldo, ya no me regalo, ya no…
Me llené las manos con las últimas caricias que me quedaban, y el pecho con los últimos latidos, solo por esperarte, solo por creerte una vez más. La última.
Ahora ya es el pasado, los continentes siguen a la deriva, te voy a olvidar por mucho que me duela. Los aviones, a pesar de todo, no saben volar. El olvido está hecho del material de tus mentiras y el sonido de mis besos.
Te quise como a nadie, tendré que olvidarte como nunca…

19.11.05

Nada de nada

Tantos errores.
Tanta desesperación.
Tantas mentiras...

Nunca debí confiar a ciegas...

El mundo se destruye. Supongo que para despues rearmarse... Sin vos...

17.11.05

Casi

El día circula sin frenos, a toda velocidad, y no quiere detenerse aquí.
Me agarro con fuerza al borde de las horas y veo pasar por mi lado miles de estrellas, cientos de cosas que apenas puedo rozar.
Hay alguien a quien no puedo nombrar; quizás por eso su nombre me chorree por la piel, se me escurra por entre los pliegues del cuerpo igual que hace la luna por mi pelo. Alguien a quien no puedo poseer no puede aceptar el regalo de mis labios en las tardes de silencio tras los cristales.
Y mientras hay carreteras que se cruzan. Puntos equidistantes que van a parar al borde mismo de una interrogación.
El horizonte se vuelve comestible, el miedo es un objeto cotidiano. Mis dedos a ratos quieren ser rama, o terciopelo, o respuesta silenciosa.
Me coloco las botas, guardo las pistolas y los cuchillos.
Preparados - listos…

...YA

Y salgo disparada como un meteorito desterrado, detrás de los aviones, sin saber si aún se acordarán de cómo volar…

12.11.05

Hoy me siento viva porque si, hoy siento fuego en la herida que me dejó aquel tatuaje de piel que arranqué una noche de luna.
Hoy los volcanes despiden lava por las ventanas cerradas, llenando todo de cristales, de presagios indescifrables.
Hoy me como la luna, hoy salgo a respirar esta ciudad incandescente. Atrás dejo los huecos que sorteo en las noches, atrás dejo los cuartos tristes de pensiones vacías, las estaciones solitarias.
Mis tacones repican canciones aún no creadas.
Estoy por-venir.
Hoy siento que estoy a punto de nacer, desnuda, palpitante, llena de fuego.

11.11.05

Algunas veces

Algunas veces te presiento como si te llevara debajo de la piel, y desearía estar mas cerca, a la distancia precisa para que lo supieras…
Algunas veces soy tan tuya que casi te nombro con un “mi” delante de cualquier sustantivo.
Algunas veces no podría decirte qué es esto, algunas veces no quiero, la mayoría de las veces…No…
Algunas veces me olvido del nombre de cada cosa y te extraño, simplemente te extraño como si te hubiesen amputado de mi costado, como si la herida causada por la separación aún estuviese fresca.
Algunas veces se me olvida que vos nunca…
Algunas veces se me olvida que yo no debo quererte de este modo…

10.11.05

No me hagas daño

En algún momento de inconsciencia me dejé convencer, quise creer y me adormecí arrullada por pensamientos de terciopelo. En algún momento me descuidé.
Pero esta tarde de pronto despierto y me doy cuenta de que tan solo yo sé la verdad de todas las mentiras, que solo yo soy ese pozo ciego donde alguien se creyó con derecho a tirar los despojos de jirones que le iban sobrando.
Quiero que sepas que lo sé. Quiero que sepas que estoy sacando brillo a mi coraza. Quiero que sepas que tengo el firme convencimiento de que esta vez no habrá ningún truco de magia que me sorprenda.
Hoy me he acordado de que estoy rota en pedazos muy pequeños, hoy me he acordado de mi nombre arrastrado por el muelle de levante.
Hoy me he acordado de todo lo que no se me puede olvidar, nadie queda impasible cuando asiste a su propio asesinato. A nadie se le olvida haber sido cristal en unas manos de diamante.

9.11.05

Y tu que quieres?
Yo quiero...

Agarrarias mi mano si te la tendiera?

Te acuerdas de cómo se dice mi nombre?

Hoy ya casi es mañana.

Los aviones vuelan demasiado deprisa.

7.11.05

Mas al sur no puedo estar, así que miro al horizonte y cuento hacia atrás.
Con alma de pregunta, sin ansia de respuestas.
No sé si te reconoceré cuando llegues, no sé si me verás.
Han pasado tantas vidas...

2.11.05

Yo no juego

Por Coda


Mira, que no te miro por no acordarme de tu carita de niño maltratado, y te dejo que uses máscaras conmigo por no ver tu expresión de placer cuando me arrastro sobre tu cuerpo.
Mira que eres idiota, imaginando que quiero quererte cuando lo que quiero es que te vayas, que te quites de encima, que te mueras, que me olvides.
Mira que pensar que soy sumisa, porque dejo que me ates a la pata de la cama y me alimentes siete días con tus perras fantasías de policía perverso. Lo hago por no escaparme.
Aquí me metí, igual que me metí en estas botas de tacón de aguja, y no voy a salir ahora. Lo que hay del otro lado lo conozco, y puedo jurarte que duele mucho mas que las tiras de cuero que estrellas contra mi espalda cuando dices que he sido mala.

1.11.05

Dos años despues

Apenas nada cambia.

Él es un caramelo, un cuchillo con dos filos, un constructor de palabras que teje sensaciones con sabor a final de madrugada. Es un amanecer desnudo a la orilla del mar, salado, luminoso, sensual.
Describe telas de araña que atrapan tus ojos; cuando miras una vez ya no puedes despegarte sus frases del fondo del alma.
Él es un caminante que a veces anda de puntillas y otras corre tan deprisa que lo ves desaparecer. Es un mago que pinta ases para esconder en su manga, un Ícaro con un ala rota, un niño con patines dorados al que le gusta pescar estrellas escondidas bajo las sábanas. Se oculta y te confunde con su esencia de acertijo sin respuesta, sorprendente como un viento que te espera a la vuelta de una esquina.
Como un arma cargada dispara frases, acuchillando el silencio con el filo de su voz. Como un gato en una cornisa se bebe los días, y siempre quiere más, y siempre mas deprisa, es por eso que a veces se le secan los ojos y el tiempo y la ciudad le amordazan y le atan a la pata de una silla. Luego se libera y vuelve a intentar volar, su mente es una llave que abre las esposas que a días abrazan sus muñecas.
Le gusta naufragar y romper la noche sobre el cuerpo de una mujer desnuda, le gusta ser muy bueno y le gusta ser muy malo. Tiene una espina de lava volcánica, nieve y olas de mar clavada en el alma, y no se la sabe arrancar.
A veces le quiero, y a veces le odio; quizás nunca me regale la luz del día reflejada en sus pupilas, pero siempre siempre me sentaré a escuchar sus palabras de melocotón y galleta; y a preguntarme quién es, porque nunca, nadie, sabe qué lado del calidoscopio hay detrás del siguiente giro, qué puerta esconde el centro del laberinto.
Él es la respuesta a una pregunta cambiante, una deriva, un vuelo de cometa, es insomnio y terremoto, es silencio y gritos desgarrados, es el mismo centro del olvido, es la cola de la onda expansiva de un cometa incendiado.
Él conoce todas las respuestas, pero no quiere saberlo…Le asusta ser feliz, le asusta diluirse como el azúcar lo hace en un bizcocho.
O no... quién puede saberlo.

31.10.05

REC

A veces lo olvido todo, olvido hasta mi nombre, hasta cómo atarme los cordones de las botas, pero no se me olvida cuando te abrazaba.

****
Él me escribía cartas chiquitas e íntimas, como besos a la luz de una vela, como caricias bajo las sabanas. Él me quería querer, él proyectaba futuro sobre mi nombre. Él escribía diciendo su deseo.
Después llegó, y todo lo demás…

30.10.05

solo tu tienes la respuesta

Afuera llueve, llueven gatos, y perros, y culebras, llueven lagrimas aun calientes. Llueve saliva, llueven cuerpos. Afuera llueve la lluvia de la distancia, llueve mar, llueven luces, llueve hasta inundar las calles y confundir los paisajes, y ya nada es otra cosa, solo agua, porque llueve, afuera llueve.
Adentro mate y café a sorbitos, y un poco de ron, y un poco de ginebra, y un poco de palabras, como queriendo ayudarme.
- tu crees que basta con que ames a alguien como no le hayan amado en su vida?

28.10.05

25.10.05

masminiaturas

seis
Lo supimos. Por fin, los dos lo supimos. Pero ya era tarde; estábamos muertos.

siete

Tengo noticias, como novedades apresadas en un escaparate.
Hoy voy a pasar el invierno aquí, como siempre, como todos los años, detrás de la pared.

ocho

Te voy a dar la mano, y una vez mas tiraré con fuerza. No sé si esta vez saldrá algo a la superficie, o volveré a escurrirme por este maldito borde, todo lleno de barro escurridizo.
Voy a meter la mano para sacar un conejo o un cuchillo de la chistera.
Pero eso si, que nadie me mire a los ojos. Están envenenados de mirar al otro lado del mar. Son radioactivos, fotosensibles, son dos eclipses.

nueve
Miré en tu hoja de ruta, en el apartado “pasado” había una foto mía. Ese día comprendí que ya era hora de cambiar de dirección.

23.10.05

miniaturas

UNO

No sé qué será esta vez. Prendo otro cigarro, suelto el humo, pienso. La decisión está tomada, la suerte está echada y yo no me decido a ponerme una venda en los ojos.

DOS

El día transcurre como en una sala de espera, como si algo estuviera a punto de suceder; cuento los días, resto presagios no engendrados. No salen las cuentas.
Todo ha cambiado, hasta el pasado.

TRES

No me gustan las tormentas. Se avecina otro tiempo.
CUATRO
Supongo que simplemente nunca estuve hecha para ti.
Nuestras miradas son polarmente opuestas.
Nunca vi la cruz del sur.

CINCO
Ahora recuerdo Noviembre.
Aquello fue una pesadilla.
Las mañanas nacían estranguladas.

20.10.05

nada de nada

Quisiera que supieras que todo es extraño y diferente, que todo ha cambiado a pesar de parecer lo mismo.
Quisiera que supieras que yo no lo sé y me dejo llevar hacia ningún lado por las cosas que tu aseguras.
Quisiera que supieras que el olvido a veces es una asignatura pendiente, que me he fabricado una armadura. Que aunque quiero, no siempre puedo, que no se qué creer, no sé en qué confiar.
Quiero que sepas que siento que algo tuve y creo que todo lo perdí, que no sé qué quieres, ni quienes somos, ni siquiera quienes fuimos. Que tengo un pasado imperfecto y un futuro indefinido.
Pero a pesar de todo aún extraño algunas mañanas y quisiera poder mirarte a los ojos. A pesar de que me asuste, a pesar de que no me atreva a sentir ningún lugar como un lugar común, aunque no sepa si puedo firmar una tregua conmigo misma o mantenerme en guardia.
No sé si quieres saberlo, no sé si quieres ayudarme.
Estoy intoxicada y sola. No recuerdo cuándo soltaste mi mano.

19.10.05

atención:pregunta


Y tu que harias si no tuvieses miedo?
Escucharte a veces me produce escalofrios. Escucharte, a veces, es como escuchar una grabación, con las mismas palabras de otras veces, en el mismo orden, con la misma intención.
Algunos días quisiera haberte olvidado; son esos días en que me hablas de sed y de botellas a medio vaciar que se llenan de lágrimas.
Algunos días solo se me ocurre abrazarte, como cuando no sabía nada aún. y eso me parece muy muy peligroso.

17.10.05

Las palabras son sólo palabras, tan fáciles de decir como mover los labios y expulsar un poco de aire, tan sencillas de escribir, pensar un poco, tomarte tu tiempo y plasmar justo eso que quieres decir.
No existe causa-efecto solo con las palabras, ya no.
Demuéstrame. HAZ que tus palabras concuerden a la perfección con cada cosa que haces.
Comienzo a estar demasiado cansada, y a no creer en nada; el tiempo siempre juega en contra, siempre juega a ganar con su goma de borrar gigante.
Si no vas a hacer nada, al menos cierra la puerta. De algún modo sigo enganchada a VOS, pero ya no tienes mas oportunidades. A partir de ahora todo debe ser nuevo o no ser nada.
Y no vuelvas a pensar que esto que digo son solo palabras.

15.10.05

Acabo de llegar de deshollinar volcanes, aún sin quitarme los restos de lava de las botas, sólo quise decir hola. Espero que no te hayas olvidado de mi…



13.10.05

Los aviones no vuelan

Estoy lejos, pero las noticias siempre llegan. Llegan las palabras, llegan hasta los silencios. Todo llega, menos tu...
No voy a resistir mucho tiempo mas a tu actitud de ola, no puedo seguir en este ir y venir, en este golpe en mi orilla y despues retirada.
Pensé que eras tu y tan solo era un error.
Nadie, nunca, pudo quererme menos.
Los aviones vuelan demasiado deprisa. El nuestro quedó muerto en el último aeropuerto que pisó.
Sé que no voy a volver a verte... sé que NUNCA MAS volveré a verte, por que no quieres, y porque yo ya he visto suficientes cosas...

30.9.05

Quiero

* que no pase todo eso que no quiero
* que todo tenga mas colores
* que demos largos paseos y nada sea importante
* que no me mientas
* que nos miremos como si no nos conociéramos
* verte dormir
* salir a hacer fotos y reírme
* tener amnesia y no tener insomnio
* eso que no te puedo contar

29.9.05

No es que no te crea
es que las cosas han cambiado un poco.
(Fito Paez)

Nado contracorriente, no sé si de mi cabeza o mis sentimientos.
Hay parches muy chiquitos que no saben tapar heridas antiguas.
A veces todo lo puede el miedo. Las fotos viejas saben de qué hablar.

25.9.05

Mi idea (versión disaster)

Mi otro yo se ha despertado. Suelo ignorar lo que me dicen otras voces. Pero…es mi otro yo quien no para de hacerme preguntas y darme argumentos, y no sé bien lo que hacer. Quizás haga oídos sordos, o lo acuse de cordura transitoria. Aunque hay otra posibilidad, algo que me está rondando la cabeza. Por lo general se sienta conmigo a oscuras a eso de las dos de la mañana. Mi idea es encararlo y dejar que lance todos esos porqué y esos cómo, escucharle todas y cada una de las respuestas que quiere darme, dejarle cantar la canción de mira como te equivocaste, y cuando termine, retarlo a duelo. El único problema es que, aunque guardo la 9 mm desde hace mucho tiempo, nunca he disparado y dudo de mi puntería.

24.9.05

Argentina

No puede acordarse de mi y me empuja fuera de cada una de sus calles. Ya no me quiere, nunca me ha querido, por eso pierdo una y otra vez todas las oportunidades que nunca tuve de ser feliz dentro de ella.
No es el resto del mundo que van a ver mis ojos, me empujó al borde de su frontera y cerró la puerta, así que la miro de reojo y solo me acerco a la distancia menos peligrosa.
No me quiere, todo me lo prohíbe, todo me lo pone demasiado difícil.
Es un nudo de cordones umbilicales que amarran otras bocas a otros cuerpos, otras manos a otras pieles.
Es hermosa, lejana, oculta, huidiza. Es sin mi, cada día, cada minuto.
Nunca un país tan grande fue un país tan pequeño como para que mi corazón o el suelo estallen en pedazos si me aproximo demasiado.
Argentina hace como que me quiere... lejos.

20.9.05

No sé si él me estaba abriendo una puerta, pero yo la cerré de golpe. Es algo que debo hacer hasta que pueda sentir las cosas en su sitio, y además, lo confieso, me estaba muriendo de miedo.
Hay un lugar donde puedo perderme, y he decidido no ir hasta allí.
A cambio me compro un billete a otro lugar y planeo descubrir cosas que nunca antes vi.
Estoy deseando verte, me muero de ganas, pero me aguanto, aunque te extraño, eso no puedo negarlo.

18.9.05

Cambios

He perdido un año entero, por muy increíble que pueda parecer; o no lo he perdido del todo, siempre algo queda, pero estuve viviendo una especie de ficción que al final parece que no me ha conducido mas que al punto de partida.
Por eso no quiero perder mas.
Por eso decido que HOY COMIENZA LO MEJOR.

Si quieres te vienes, sino te quedas, tu eliges.

Cambio de cara, el otoño se presenta azul.

Solo para ti

Me dejas sin palabras, no sé cómo lo haces...

Aún así te diré que a veces sabes hacer magia, y que hoy lograste el mejor truco.

Querría poder decirte lo que desearía, pero a cambio me quedaré calladita. Algún día te voy a mirar a los ojos y te voy a decir algunas cosas que guardo en una caja de terciopelo, solo para ti. Mientras eso sucede…

GRACIAS

17.9.05

Dejo el teléfono encendido casi toda la noche, por si hoy llamas. Despues recuerdo que es viernes, un día de mucha actividad. Luego me acuerdo que no tengo nada que ver con nada. Me voy a dormir.
No puedo dormir, los ojos no se me cierran. Paso la noche en la terraza. Hace frio.
Las farolas tiran lágrimas de luz sobre las aceras, la piel se me enmohece, tengo el pelo humedo, y ninguna conexión con el otro lado del mar.
Mañana me pondré las botas de caminar y la sonrisa, no te preocupes.

15.9.05

Restos de "Medusa"

Ella tenía adentro un bebé que no existió porque nadie lo nombraba; estaba enfadado, no sabía decir papá y tenía una pistola cargada apuntando a la boca del estómago de su mamá.
Ella tenía una montaña rusa en el interior, tenía un laberinto, tenía todo lo que temía perder si no estaba muy atenta.
Ahora ella tiene todo lo que ya ha perdido.

Fotografía de Ben-Arieh


Hoy cuento una historia triste porque el día amenaza tormenta y tengo las botas encharcadas. Solo una persona sabe la verdad. Nadie me consuela. Recibo dos mail desde muy lejos, uno cortito que me hace sonreír, otro largo que me enternece y me inquieta.

Hoy es Jueves, comienza la semana, tarde y con mal pie. Mañana tendré que mirarme al espejo, a ver qué veo…

13.9.05

Lunes. Insomnio.

Hace frío. Por las noches en mi cama siempre hace frío.
Me siento sobre las sábanas arrugadas y enciendo un cigarro; la luz intermitente y rojiza tampoco me da calor, pero al menos el humo entra y sale acompasándome la respiración.
Desde la cama puedo ver la luna detrás de los cristales; la veo deslizándose por el pasillo en silencio y me siento sola. La luna me hace recordar las noches en que estabas, y aunque no pudiese dormir, mis pasos descalzos al final siempre me conducían a tu lado, al calor de tu piel, a tu respiración. Ahora solo se escucha respirar a este edificio sobre el que se sostiene mi insomnio; chirrían las tuberías, sopla el viento entre los cristales, giran los molinillos en la terraza, cruje la madera.
Pongo música, que es como disimular el silencio, como disfrazar esta nada de ruidos que me faltan.
A veces lloro. Con un poquito de rabia, no lo puedo evitar; se me encogen las tripas y en las muñecas mil puntas de alfileres danzan al compás.
No es que confiase en algún “parasiempre”, nunca lo hice; son todos estos “nunca mas” que se me anudan en la garganta y no me dejan comprender las cosas.
Me pinto los labios, incluso a veces me pongo las gafas de sol para ver todo de otro color; me agarro a la almohada para no dejarme arrastrar por la marea que quiere inundarlo todo. Recuerdo que hay cosas que he olvidado, escucho los ecos de gritos, cuando peleábamos como gatos, escucho ese fantasma que me recuerda lo que nunca fuimos; y descubro que no es nada, es tan solo que la soledad a veces me pilla desprevenida, como amputada de vos, y entonces mis dedos echan de menos tu pelo, mi cabeza tu pecho, mis manos las tuyas.
No es que a estas alturas ande amándote como una tonta. Yo no te amo, te extraño un poquito, y me obligo a olvidarte sin saber si aun es demasiado pronto o demasiado tarde. Y es entonces, así, a oscuras, desvelada, sin defensa, cuando pienso que si me vieses aquí, muerta de frío, vendrías a consolarme…
… como si pudieras…
…como si quisieras…
…como si a alguien le importase…

12.9.05

Hoy copio y pego palabritas encontradas que me dicen verdades como puños:

No me preguntes porque te maté.... preguntate donde te encuentras.

(pshyco).


Encontrado en Hada de noche.



Está comprobado científicamente que cuanto más das a la gente más te dan ellos a ti, pero por culo. Con perdón.


Esto lo decía Xenia.

11.9.05

A 9-mm Para Bellum. de Jan Saudek



Dime lo que quieras, acércate cuanto quieras, pero no me digas como son las cosas, no digas que quieres estar cerca de mi, porque no voy a creérmelo, así que para qué perder el tiempo.
Sé cómo son las cosas, y sé que todo lo cerca que se puede estar es muy lejos, pero eso ya es suficiente, así que para qué pintar el cielo de un color que no es.
Abreme la ventana, no cierres la puerta y quédate en silencio, cerca de mi. Las palabras a veces son telas de araña, otras veces son solo palabras.
Por mi todo está bien mientras lo que escucho concuerde con lo que me muestran; ya no me creo lo que no veo, al país de fantasía se le han terminado las pilas. A partir de ahí seamos realistas, va a ser mucho mejor, yo te quiero, pero sé como son las cosas...

10.9.05

La otra cara de la moneda

Al contrario que el año pasado, este año me propongo que Octubre sea la bomba, y Noviembre mas todavía.
(Lo escribo aquí, que sinó luego se me olvida)

Quién se apunta?

9.9.05

NO A LA POESIA


STOP!


O si… pero no hoy.
Caigo de golpe contra el suelo, pero esta vez caigo de pie.
Estoy a punto de… y no me apetece, pero voy a hacerlo.
El otoño me afecta igualito que a otros la primavera. Estoy enfadada y estoy contenta. Mientras pueda mantener la cuerda tensa sé que sobreviviré.
Anoche fue una noche muy larga (bien) que es mejor que esas noches largas (mal) de insomnio.

7.9.05

No se si te va a importar, si tal vez te moleste, o te resulte indiferente; pero por primera vez no me dueles. A veces pienso en ti, pero solo es eso.
Algo ha hecho crac dentro de mí, se rompió el cordón umbilical a través del cual me alimentaba y a pesar de todo sigo viva, me siento independiente.
Dos líneas paralelas estarían mas que bien. Si quieres cero, también puedo darte eso, o mejor me pierdo, o mejor te esfumas. Lo que prefieras, el dolor no es tan intenso. Me adapto deprisa.

6.9.05

SEPTIEMBRE MON AMOUR

Por fin se huele el otoño, hoy toda la ciudad huele a mar... todo empieza a estar, por fin, en su sitio...
No me importa diluirme entre el resto de nombres. Ya no. Tengo algo sólo mio. Hoy soy mas que yo...

BANG!

4.9.05

En espera de una respuesta, me arrepiento mil veces de dejar que mis palabras se liberen de noche, en las noches me siento sola, me vuelvo transparente, me quedo ciega...
Me arrepiento de decirte la verdad.
Lo fácil lo hago complejo.
Lo pequeño se me vuelve grande.
Los días sin tí son cenizas candentes.
Mi cama es un cementerio.
Sonreir me hace daño en los labios.
Sólo sin tí quiero estar contigo.
Los mapas son lugares infinitos.
No encuentro la ruta.
Cada día es un día menos hacia ningún lugar.
VOS.
Mi mundo condensado bajo una campana de vacío.
Gritar no sirve de nada.
la noche es una zona habitada por fantasmas, una extensión infinita, una foto en blanco y negro de días pasados.
Con el alma prendida con imperdibles... te extraño.
Quieres que dispare?
No quiero hacerte daño
No quiero olvidar ni recordar
Quiero (poder) quererte
Quieres que dispare?

2.9.05


Un zarpazo, duele, pero disimulo. No me quejo, al menos ya sé lo que no podré ver.
Definitivamente he perdido, si no tengo permiso, he perdido. Guardaba esperanzas, pero hay cosas imposibles.
Disimulo a pesar de que no sé disimular.
Mejor cierro la puerta, no queda gran cosa por ver…
Un espejo roto es todo lo que tengo para reflejar la realidad, y no se si mañana será mejor. Ya no tengo ganas de sacar mas fuerzas. Esta vez perdí, y perdí de verdad.

1.9.05

Y hace mas de dos años de todo aquello, de pronto recuerdo los primeros momentos, esa poesía que llegó como carta de presentación de las palabras mejor juntadas que nunca leí por sorpresa.
Recuerdo el catalejo por el que te buscaba en la distancia cada noche, ramitos de sonrisa, plumas de ala. Después fue jugar a mil juegos, incluso a veces jugar con fuego.
Poquito a poco te instalaste en el centro de mis horas, después me fabricaste tú el reloj, y el mar me regalaba tu nombre multiplicado, roto y recompuesto en cada ola que se estrellaba contra las rocas.
Fuiste lo mejor y lo peor, lo mas feo y lo mas hermoso, pura vida, colores brillantes. Te mostré mi ángel del desastre, y conociste esta poesía maldita que me tiene aprisionada y me hace amar del modo mas incorrecto, pero te amé del mejor modo que supe, y aún hoy hay veces que se me olvida que hace mucho tiempo tu y yo dejamos de amarnos.
Fui. Será pasado, pero lo tengo presente. Y se que el tiempo solo borra las cosas que no importan.
No sé qué va a pasar mañana, pero todo lo de detrás nadie me lo quita, lo guardo en una cajita sorpresa y aun me devuelve la sonrisa algunas tardes de domingo.

31.8.05

un tiempo
violento
susurro
de la hora
más chata
que se
mezcla con lágrimas

(Extracto de "Un tiempo". Marcelo Neyra)

Mucho tiempo es siempre mucho tiempo, un agujero es siempre lo mismo.
Me miro en el espejo y me doy cuenta de todo el tiempo transcurrido; tengo el pelo muy largo; me ha crecido mucho el pelo, estoy diferente. Y aún así puedo ser barrida por los resquicios de la memoria, me retrotraigo y abro los ojos a instantes pasados como si fueran hoy. Quiero volver.
O no.
Con algo de lucidez me pregunto si es el humo del recuerdo lo que me tiene atrapada, vagas percepciones parciales de lo que realmente no fue. Algunas veces me descubro preguntándome cómo eres, no sé si alguna vez fuiste ese que recuerdo.
Ahora te miro a los ojos, en las fotografías siempre pareces triste, quizás realmente lo estuvieras. Te miro a esos ojos oscuros que no pueden ver mi cambio, y me pregunto qué pensarás en este preciso momento en que no me ves.
No sé quienes somos, no sé dónde están los puentes. Mucho tiempo es siempre mucho tiempo, y un agujero es siempre lo mismo.

30.8.05

No tengo la respuesta, y por eso pido ayuda.
Pero puedo decirte un par de cosas que están prohibidas.
Tu decides hasta dónde podemos acercarnos.

29.8.05

Están partiendo el mundo por la mitad,
están quemándose las velas.
Están usándome, están riéndose
y mi canción es un antídoto liviano
No es que no te crea
es que las cosas han cambiado un poco.
Es mi corazón quien decide entre el mar y la arena.
Necesito verte antes que sea demasiado tarde.
(De "tres agujas" Fito Páez)

28.8.05

Algunos días, no voy a engañarte son un infierno, no sucede nada, pero las cosas están pasando demasiado deprisa; cada día es una montaña rusa y no me puedo bajar. Si vinieras por aquí todo te iba a parecer nuevo. Y en este estado de cosas, con todo girando a gran velocidad, hay días en que todo se vuelve demasiado complicado y necesito las cosas que se me han ido perdiendo en este ir y venir; no las encuentro y se me acaban las fuerzas. Es entonces cuando te necesito como nunca; si, ya sé que es absurdo, pero no he perdido la costumbre de contar contigo como si estuvieses. No estás, y el ángel del silencio vuelve a agarrarme por el pelo y me arrastra unos metros por el suelo, me muestra mi fecha de caducidad.
Otros días, me pongo las botas nuevas y camino despacito. No te busco, no camino detrás de ti; camino. Si no respondes mis botas darán por sentado que no quieres saber de mi. Me marcharé, porque ellas solo saben de caminar y escapar de ese ángel que me arrastra por el suelo cada vez que me paro a esperar.

26.8.05

No sabes como duelen estas balas, como duele ese silencio.
No sabes qué dificil no poder enfrentarme al espejo sin perder, y no entender porqué lo merezco.
No fue eso lo que prometiste...

24.8.05

No voy a quedarme quieta mirando al horizonte y esperando a que saltes.
Todo el paisaje ha cambiado de color y nada se parece a esa realidad ficticia que los dos inventamos. El decorado se ha rasgado, el mar está lejos y nunca parece en calma.
Si no vas a volver, ni vas a dejar que me acerque, será mejor apagar las luces que aún queden prendidas. Conmigo no es cuestión de distancia de seguridad, de sobra sabes que no sé respetarla; contigo no es cuestión de distancias, mas bien es falta de ganas, y eso, después de saltar sin red, ya no me vale como excusa.
Por eso es que no pienso salir sin cerrar la puerta; las cosas pendientes siempre vuelven. Tu siempre has sido demasiado importante, así que si te marchas mejor será que no regreses; por eso es que no pienso continuar sin terminar, no sea que esta historia vuelva por las noches a asesinarme, igual que ese fantasma azul hace ahora cada tarde.
No digas nada, pero dame una respuesta; y si todo está perdido, si de nada valió nada, déjame usar mi pistola, sabes que la tengo cargada, que nunca la he disparado, pero lo haría, por ti lo haría.

23.8.05

Y yo pensando en planes, creyendo que podría contar y contártelo. Puede que sea mejor desaparecer, o aprender a restar.
No sé porqué me empeño con eso de las sumas.
Y lo creas o no, agradezco tu esfuerzo, pero nunca quise que te esforzaras, siempre deseé que te saliera de adentro. Supongo que no he podido lograrlo, y cada segundo se va haciendo mas tarde.
Los aviones vuelan tan deprisa que uno no puede alcanzarlos...
Suena una canción de madrugada:
Él estaba cosido a unos ojos azules
Él solo había aprendido un nombre de memoria
Él golpeó mi centro y salió despedido
Él se marchó
Él no se acordó que me había fabricado para su piel
Él no podía verme
Él no podía sentirme
Él me regaló la soledad y se llevó mi aliento en una maleta
Está bien. Nunca firmamos un pacto
Mi alma fue gratis

22.8.05

Me están entrando ganas de salir corriendo.
Estoy asustada...

"otra tarde que no arde esta tarde sin pasado mañana otra tarde tan cobarde esta tarde que no prueba manzanas"

Esta tarde te escribo una carta que no voy a enviarte, y empaqueto los restos que dejaste repartidos por el dormitorio, por si quieres recuperarlos...

Esta tarde ha nacido agonizando.

Y el teléfono duerme a un costado del reloj.

21.8.05

Escribir con sinceridad, escribir con la libertad que da saber que no vas a leerlo. Mirar cada palabra que sale desde mi centro y pensar que da lo mismo, que ya nada importa.
El espejo me devuelve todo invertido. Yo quiero estar contigo, deseo que me lo pidas, pero lo que tu me pides empieza a ser un imposible porque me rompe. No puedo estar siempre mecida en este compás de espera para cuando vaya a encenderse la luz. Amanecemos al contrario y eso ya complica las cosas suficientemente.
Esconderme, pintarme una máscara de sonrisas, rasgarme a jirones, disgregarme en partículas de polvo mas pequeño que los besos que te robé, y hacer como si no pasara nada. Del otro lado de tu vida no estoy yo, no queda espacio.
Sé que no vas a decir nada, pero aún así te pediré que no lo digas, no sé cómo podrías ayudarme, no sé cómo puedes dejar de hacerme daño. Y a pesar de todo no pierdo la esperanza de que quieras darme una replica a todo este aire que no entra en mis pulmones.
Quise darte todo, ahora soy la nada.
No se que voy a hacer si ti. Pero voy a tener que hacerlo porque tu no estás. No es igual si no quieres o si no puedes, pero al final es lo mismo, tu no estás y yo no sé qué voy a hacer sin ti.
No sé si quiero estar en tu vida de este modo quebradizo y efímero, no se si te quiero en la mía, de momento sé que te quiero y no sé que hacer con todos estos pedazos y estas noches tan largas.

20.8.05

Qué puedo decir si tu lo dices por los dos, tu decides, tu llevas el reloj en tu mano.
Algo se está rompiendo, aun no sé decirte por donde, pero siento que se quiebra.
No sé esperar, no sé donde está lo falso o qué es la verdad. Las noches sin luna van rodando escaleras abajo y ya no me paro a recogerlas para guardarlas en una pecera de cristal.
Empiezo a no esperarte, a descubrir la suma de pasos que poco a poco nos alejan.
No lo hagamos en silencio como asesinos furtivos. Uno de los dos va a tener que atar un nudo o despedirse; y mejor que sea pronto, empiezo a olvidar la razón…

15.8.05

Mírame


Cortazar dice: La tarea de ablandar el ladrillo todos los días, la tarea de abrirse paso en la masa pegajosa que se proclama mundo, cada mañana topar con el paralelepípedo de nombre repugnante, con la satisfacción perruna de que todo esté en su sitio, la misma mujer al lado, los mismos zapatos, el mismo sabor de la misma pasta dentrífica, la misma tristeza de las casas de enfrente, del sucio tablero de ventanas de tiempo con su letrero Hotel de Belgique.

Ahora que sé que mi lugar no está allí donde se unen el mar y el cielo, quiero encontrar mi sitio, y poder mirar a través de unos ojos y que todo lo mismo parezca diferente.

14.8.05

En la misma semana he sobrevivido a un cumpleaños y un domingo sola en casa.
Qué mas puedo pedir?

8.8.05

No es bonito estar destruido. Caer, si lo haces deprisa y con los ojos tapados, no da miedo; lo malo es cuando intentas mirar al cielo y desde tu agujero no se ve nada.
Estar destruido es como caminar dormido, como si te alimentaras de anestesia. Es tal el dolor, que ya nada te duele, no sientes frio ni calor, es como vivir congelado; es lo mismo una sonrisa que un puñetazo, y no recuerdas cuándo es hora de irse a dormir o cuando hay que estar despierta. Algunas veces puedes, transitoriamente, remediarlo. Algunas veces es dulce este abandono. Dicen que no, pero a mi me parece que si.
Hay pastillas mágicas, que me hacen dormir y me quitan las ganas de respirar, de buscarte contra viento y marea. Hay pastillas; las conozco, son las pastillas de la cobardía, como una goma de borrar el alma, un estado sintético de amnesia temporal.
A veces son mis amigas, sobre todo en esas noches en que no puedo llegar a ti de ningún modo, y sé que tu no estarás pensando en mi, y que no soy una opción. Entonces escribo en mi pizarra y borro. Durante unas horas, sueño que nada es verdad, que tu no te has ido, que el nombre que quieres pronunciar es el mío.
Hay pastillas de la mentira, como helados de chocolate en esos días de corazón débil. Puedes despreciarme si quieres por eso, pero por favor, nunca, nunca me tengas compasión. Eso si que no podría soportarlo.

7.8.05

Aquella chica escribió: “Eso no quiere decir que todo el mundo quiera leer lo que has escrito y ni yo ni nadie estará dispuesto a leer cualquier puerilidad o juntadero de amargas lágrimas ni tu colección privada de escupitajos que bien harías en mantenerla privada ni los vaivenes emocionales que harías mejor en contarle a un psiquiatra, sino algo que será como un testimonio de tu vida y de la visión que tenés sobre ella, un testimonio que pueda tomarse en cuenta como testimonio histórico de la humanidad y no te pongas humilde. No hay modelos, ni aceptes censores, no importa si nadie lo aprecia, con tal que estés convencido que lo tuyo vale. Una vez que lo hayas hecho y quieras mostrárselo a los demás podés empezar a darle forma.”

Culpadeotro escribió: “al carajo juan, la cuestión es publicar, que te lean, no importa el formato. la cuestión es sacarte de encima la mierda y que otro vea que hacer con eso.”

Y Febe dice: “qué carajo. Da igual si son vómitos o flores, ya leerá quien quiera…”
Por eso este blog-proyecto de libro, o algo parecido.

5.8.05

No te creas que es tan fácil estar vivo. Uno se cree que estar vivo sólo consiste en levantarse por la mañana y respirar; abres los ojos, bostezas, y continúas respirando como si nada. Bueno, qué quieres que te diga, eso es capaz de hacerlo cualquiera que no la haya palmado.
Estar vivo es algo mucho mas complicado. No vayas a preguntarme exactamente qué. Podría decirte mil cosas que demuestran que uno no está vivo, o por lo menos, que bajo mi punto de vista son claros indicios de que uno no está vivo.
No te lo digo por decir, se de lo que te estoy hablando. Calculo la hora de mi muerte sobre las 23. 45 p.m. de un Jueves hace exactamente hoy un mes. Tardé en darme cuenta unos días. Supongo que sabes a lo que me refiero. De principio no me percaté, uno no va muriéndose todos los días, así que ni por asomo se me ocurrió que pudiera pasarme. Estuve caminando por la calle, incluso tomé varios autobuses. Nadie me miró de manera extraña, aunque es verdad que en la mayoría de las ciudades, la mayoría de la gente no te mira; a veces he llegado a pensar si en realidad seremos todos transparentes bajo la luz del sol. El caso es que yo continué con mi “vida” como si tal cosa. Es verdad que sentía un dolor agudo en las muñecas, como alfileres, y a ratos parecía que el aire se espesara, pero no quise darle mayor importancia.
Durante días me duché, comí, leí, vi televisión, me vestí, me desvestí y todas y cada una de las cosas triviales e insignificantes que hace uno todos los días de su vida. Hasta que llegué a mi casa de vuelta de un pequeño viaje. Fue al cerrar la puerta cuando sentí que algo no funcionaba. El dolor en las muñecas se hizo más agudo, y no podía llorar. Yo, que toda mi vida he tenido una fascinante facilidad para expulsar demonios ahogados en agua salada, no podía fabricar ni una lágrima, nada, ni una gotita ínfima, seca por completo. Luego llegó el estrechamiento de paredes; la casa me oprimía, me apretaba igual que una prensa para papel, apenas si podía moverme, apresada, oprimida. Finalmente todo se convirtió en un completo desbarajuste, ni una sola de las piezas encajaba. No me sentía capaz de ningún acto cotidiano, y cada pequeña cosa se convertía en un esfuerzo titánico, todo me asustaba, todo me angustiaba. Sin poder dormir, sin poder comer, pensar, lavarme el pelo, o tirarme por la terraza. Daba igual, lo peor o lo mejor, lo mas fácil o lo mas complejo, lo mas divertido o lo mas aburrido. Todo era complicado y agobiante.
Fue entonces cuando me di cuenta de que debía haberme muerto.
Traté de decir algo en alto para demostrarme que aun estaba viva, como cuando te pellizcas para comprobar que no estás soñando, pero al abrir la boca no salió ni un sonido, las palabras me entraban en dirección al pecho justo desde el nacimiento del paladar. Nada. Todo estaba en silencio.
Así que estoy muerta. Algunos días, es verdad, tengo mas ganas de dejar de estarlo, y lo intento, me esfuerzo. Quizás algún día resucite. Uno no sabe las vueltas que pueda dar la vida. Yo de momento, casi todo el rato lo paso disimulando, y funciona, por aquí nadie se ha dado cuenta. Pero qué quieres, tanta mentira me está matando. Supongo que por eso ahora te cuento todo esto.

2.8.05

Conocí a V. una mañana de principios de verano. Le conocí a propósito, porque me moría de la curiosidad. Bueno, por eso y por algunas cosas mas.
V. era como una especie de ángel escurridizo. Había veces que mirabas y ahí estaba, sonriendo, con mil quinientas ideas rondándole la cabeza, y con ese par de alas negras suyo desplegado, listo para salir volando a cualquier otro lugar. Otras veces, cuando querías darte cuenta se había esfumado sin dejar rastro. Era desconcertante, misterioso, y también muy sencillo; un niño perfecto, con todas esas simples cosas tan complicadas que hacen de los niños esos seres tan especiales, peligrosos, frágiles y efímeros.
Un día V. comenzó a resquebrajarse, o tal vez ya estaba así, pero nunca antes me había mostrado ni una herida, y a mi me dieron ganas de comenzar a lamer donde a el le doliera, igual que hacen los perros para curar sus heridas. Cada ver que a V. se le caía algo, yo trataba de sostenerlo, de guardarlo por si algún día le hacia falta. Y así, poquito a poco, comenzamos a trenzar una cuerdecita que nos mantenía sutilmente unidos. Después llegaron las ganas de tirar de los cabos y aproximar posiciones. A mi no me valía con los pedacitos sueltos de V., quería contener todo entre mis brazos, como unas extrañas ansias de hacer de escudo humano entre el mundo y V. . y a el le entraron unas irrefrenables ansias de correr justo en la dirección en la que yo estaba, y de pararse justo delante de mí.
Así fue como fuimos construyendo un puente de papel para que él pudiera cruzarlo. Y una mañana de verano conocí a V.; le conocí como si le hubiese conocido desde siempre, de un modo familiar, como si llegase a casa después de un viaje. Conocí a V. con alevosía, con ganas y sin miedo.

1.8.05

Tu me amas. Es una pena que no te hayas dado cuenta, pero no voy a ser yo quien te lo diga.
Lo supiste una noche mientras dormías. Entonces ya me habías olvidado hacía tiempo, y estaba decidido que la única cosa posible en el mundo es que tu te marcharas, y yo me anudase los tobillos para no salir corriendo. Y a pesar de las circunstancias, aquella noche lo supiste.
Te apretaste contra mi igual que cada noche; y lo mismo que siempre, te hiciste un hueco en mi cuerpo.
- te quiero – te dije muy bajito.
- Y yo te amo – me respondiste con un aplomo que nunca antes había visto en ti.
Supongo que ya era tarde, así que no importa que nunca hayas sabido de tu certeza; y espero que nunca lo sepas, para que no te hagas daño.
Y si alguna vez alguien me pregunta, diré que todo es un cuento que yo me inventé para poder dormir…

21.7.05

No espero que nadie lo comprenda. Todo está dicho. No tengo más que dar.

Mientras dure la guerra, mientras todo esté roto, este lugar se cierra.

Gracias a quien pasó por aquí alguna vez.

Estas fueron “las fantásticas aventuras de la niña que quería ser serpiente de mar”


+.+.+.+.+

-CAST-
(En orden alfabético)

Alguien a quien no debo nombrar.

Aquella chica

C

EL

El ángel de la soledad

El ángel del silencio

El boxeador cobarde

El perro

Febe
Vos
Yo

+.+.+.+.+

-Banda sonora-
Artista: Enrique Bunbury

Album: Flamingos

Canción: Contar Contigo

Que no sea todo mentira
O en su defecto no lo parezca
Que no aumente la ceguera
de los que están siempre arriba
Que el pequeño genocida
la palme de una enchilada
Que no haya pasión que no valga
el mal que cien años dura
Que pueda aguantar la cordura
sin caer de rodillas
Que no existan las heridas
que nada las volvamos a abrir
Que pueda contar contigo
como sabes que conmigo siempre
Que no cuente la suerte, no
sólo el destino que nos presentó
Que pese menos el pasado
O se recuerde al menos todo
Que no cambien a su modo
un episodio de historia
y el glaciar de la memoria
en nada,no nos vuelva a fallar
Que pueda contar contigo
como sabes que conmigo siempre
Que no cuente la suerte, no
sólo el destino que nos presentó
Que pueda contar contigo
como sabes que conmigo siempre
Que no cuente la suerte, no
sólo el destino que nos presentó
Que las buenas voluntades
no sean tan diferentes
Que no sigas la corriente
que te lo dicen siempre
Tanta charla, tanta charla
tanto darle al bla, bla, bla
tanto control, tanta precaución
tanto bienestar
en el cuarto de estar
Que pueda contar contigo
como sabes que conmigo siempre
Que no cuente la suerte, no
sólo el destino que nos presentó
Que pueda contar contigo
como sabes que conmigo siempre
Que no cuente la suerte, no
sólo el destino que nos presentó


atencion señoras y señores es un momento altamente emotivo para el boxeo español porque podemos tener un campeón del mundo en la... campeón Perico Fernández, campeón del mundo, campeón del mundo..


+.+.+.+.+

20.7.05

oh mani hare hum oh mani hare hum oh mani hare hum oh mani hare hum
oh mani hare hum oh mani hare hum oh mani hare hum oh mani hare hum
oh mani hare hum oh mani hare hum oh mani hare hum oh mani hare hum

18.7.05

Estoy cansada de mis propios parpados rajados por este agua salada que me inunda cada noche; cansada de un lado de la cama que no puedo cruzar sin engancharme a la ausencia de los pliegues de tu piel.
Estoy llena de este quererte desde lejos, de este tocarte sin poder traspasarte la piel, de este vacío que me fagocita y me escupe.
Estoy agotada de pensar en la solución. Estoy enferma de no poder ser, de no poder estar, de no poder decir, en el momento justo, en el lugar oportuno.
Estoy, pero ya te has ido. Estas pero no soy.
Estoy esperando y empujando, defendiendo, gritando, lanzando bengalas, señales de humo.
Hoy estoy sola. Poco mas que decir. Sola con todo el camino por delante, justo detrás de esa pared.

17.7.05

Hola,
Hoy tenías luz, y eso ha iluminado el cuarto, y el interior de este envase que soy yo a veces. Hoy estabas ahí como siempre y distinto a la vez.
Hoy te conozco desde siempre y comienzo a conocerte.
Hoy es tan diferente que parece igual que otras veces, antes de la lluvia.
Hoy he sido por primera vez.
Y sin embargo, aún a veces me pregunto, si tan solo nosotros lo comprendemos, si solo entre nosotros lo podemos hablar, si sólo así tiene sentido; qué hacemos tan lejos…

13.7.05

A veces las cosas más extrañas pueden salvarme.
Yo me quedo con aquello que me dijiste una noche poco antes de marcharte, y nunca te conté…
Palabras que, como un regalo sorpresa me dejaron entonces sin dormir.

2.7.05

Asumo, o no, mi destino. Con o sin mi sigue su curso al margen de mis deseos, de aquello que me grita el alma. Ahora queda el trabajo de tapar los huecos que has dejado; como si no doliera.
Siempre lo supe, los aviones vuelan demasiado deprisa, a pesar de que en la noche parezcan suspendidos del cielo sin apenas moverse.
Los aeropuertos de noche son asesinos silenciosos, ávidos de lágrimas; ladrones de almas que sin ningún remordimiento te tragan.
Sé que vas a tener suerte; cuando en un sitio algo se rompe, en otro algo se arregla y mi cara de la moneda se ha hecho añicos. Yo, desde este insomnio heredado, solo puedo decirte que te extraño. No te pido que regreses, tan solo de vez en cuando enciénteme la luz.

24.6.05



Vuelvo a desatar cada nudo, escupida hacia fuera de la ciudad, de los sentimientos, las palabras. Me mantengo en el intento de no violar cada pregunta apresada entre labio y labio. No tengo nada en la maleta, vago desnuda de piel, en carne viva, transitando el estrecho fronterizo del tiempo contigo y el resto del tiempo, ese que está por venir.
Trato de no pensar en todo eso que nunca fue lo que no había sido, trato de no sentirme sumada a todas aquellas que ya fueron en tu vida, esa inmensa nada que alguna vez soñó con tus brazos.

7.6.05

Soy un placebo.
El remedio para ninguno de tus problemas, la solución que no conduce a nada, el fantasma mudo de tus peores sueños.
Soy la esquina que no quieres doblar, los malos presagios, los actos a la fuerza.
Soy una botella resquebrajada.
Y voy rompiéndome a cada minuto, escupiendo veneno inservible sobre tus horas, vomitando sobre tu piel lágrimas secas.
Ya no me engaño. Después de la desesperación llega el vacío, después del vacío la nada, tras la nada… NADA.

31.5.05

Con las cartas sobre la mesa, ya sin ningún As que valga en la manga, algo se ha roto; algo irremediablemente, definitivamente, se ha roto.
Y yo estoy cansada.
No hay “plan B”; tendré que inventarlo, o inventar una huida, de nuevo hacia dentro.
No siempre sirven las puertas. Lo descubrí cuando salí de mí. Yo tenía siete puertas, pero en cada una de ellas había alguien que ya no me miraba, y el camino era todo hojas secas.
Afuera nadie me está esperando.

23.5.05

Algunas veces no lo puedo evitar y vuelvo a salir a la calle con mi cadáver a cuestas, disimulando, para que no se note, como el cordero que consiguió por fin la piel del lobo.
Algunas veces las cajas con sorpresa llegan vacías, y los aviones se quedan suspendidos en el aire, como no queriendo llegar a su destino.
Algunas veces te miro y no puedo verte, y trato de sumar todas las restas con la esperanza de que, como en clase de matemáticas, negativo mas negativo den positivo.
Quisiera poder preguntar, o mejor aún, quisiera no tener ninguna interrogación pintada en las paredes, y no pensar en el número tres, que es un número feo.
Nunca quise ser como otra, pero cuánto deseé ser otra. No es que ser otra sea mejor que ser yo, o incluso mejor que no ser nada; pero al menos ella está viva, yo no lo sé.
Con esto no es que quiera decir nada, ni siquiera es que quiera decirte nada. Es tan solo que desde la ventana las farolas parecen jugadores de baloncesto muy tristes, con sus cabezas gachas, siempre mirando al suelo, y los pájaros a ciertas horas resultan ser murciélagos, y nada es lo que parece.

15.5.05

V. pienso en V. mientras miro al techo. Últimamente los días son V, como cuando solo deseas comer una cosa; y cuando piensas en un sabor, en un olor, tan sólo te viene a la cabeza eso que deseas… Pienso en V, y también pienso en lo que tengo y en aquello que podría no tener. No tengo tantas cosas, al menos tantas cosas imprescindibles; un par de libros o tres, un pato de peluche con bufanda, una muñeca desnuda, tres pinceles (uno finito y dos especiales para caligrafía japonesa), un cascabel y un imperdible.
Siempre pierdo los imperdibles. Los he tenido de todos los tamaños, desde los mas chiquitos, esos dorados que te dan en los costureros de los hoteles y que no sirven ni para prender un papel de fumar, hasta uno azul gigante que me servía de columpio, todos los perdí, y aún tengo unos cuantos que perder. Quizás sea una señal. No debo ser buena reteniendo cosas, no debo ser buena guardando para el futuro. V. se irá, pero él parece que no se pierde, solo corre.
Los cascabeles también son importantes, me ayudan a escucharme cuando se me olvida que aún sigo aquí; siempre son de ayuda; si me vuelvo invisible al menos su tintineo sirve de referencia, como un faro en la niebla, evitando derivas. Si me olvido de que sigo en movimiento ellos vienen a sacarme de la duda, como una referencia, casi como una brújula, aunque ese es otro tema, nunca me entendí con las brújulas, mis puntos cardinales nunca coinciden, tiendo a los cruces y a desorientarme con facilidad, a veces descubro que miro al sur, y siempre siempre, me parece el norte…

28.4.05

Echando raices.
Tendré que volar en dirección hacia ese volcán donde no me acompañas.
No puedo tan solo con las esquinas de tus sueños. Tengo sed.

Fotografía de Ben Arieh

26.4.05

Replay track

Todo en silencio. Como Polaroids resucitadas, las cosas pequeñas vuelven a mi y me poseen. Nada afuera; silencio amortiguado por dobles cristales, realidad virtual de cuarto de hotel, resaca de reencuentro.
Nada afuera. Adentro su respiración y el olor de su cuerpo poseyendo las esquirlas de las horas que pasan lentas; fija en sus párpados cerrados. Agua, agua tibia, el olor de su pelo – ahora de nuevo lo recuerdo -; olor a fruta caliente, a tierra y un poquito de madera, su piel, imposible de borrar; olor a pan dulce en su sexo, ese olor que me da hambre.
Afuera nada. Adentro restos de sexo fugaz, urgente, como de después de una guerra. Arrugas en la cama, bolsas de plástico bajo las sillas, ropa desperdigada como cadáveres en el campo de batalla, pliegues en el alma.
Fotos instantáneas. Él, hace un rato dijo…
Lo voy a recordar, y debería olvidarlo. Tras el encuentro todo se diluye como un azucarillo en agua.
Él dijo.
Postales de cine.
Él hizo.
Nota para mi memoria recurrente (esa que me traiciona en los recodos húmedos de la noche): “Nunca des por bueno lo que pasa el primer día”.

23.4.05

Hay palabras.
Palabras que no deberían pertenecerte, que no deberían poseerme.
Hay palabras que me lanzan en un columpio asesino, que traen y me empujan. Hay palabras que me mienten y me regalan.
Hay palabras que nunca deberías decirme sin pensarlas.
Hay palabras.
Tus palabras.
Y mi falta de amnesia.
Y toda esa rueda de tiempo y espacios…

22.4.05

Después de todo, ahora toca vivir lo que llega después de todo. A pesar de todo, ya llega mañana y transitamos por vías ¿paralelas?.
Detrás de todo, dime qué.
Eso que es, qué es?. Dime cómo se llama, qué es eso que nos une…
Quisiera saber qué piensas cuando no me miras, qué te habita al mirarme, qué siento cuando te leo con la punta de mis dedos…

12.4.05

No valgo, no sirvo para esperar. Mañana quiero que sea ahora.
Se me sale el corazón. Ya no quiero esperar.

Y mientras pienso. Siento y presiento que...


...

6.4.05

Querer creer, creer que olvido aquello que es mejor no recordar.
Pensar en las diferencias, buscar un punto de unión, confiar en el punto de inflexión.
Nunca es demasiado pronto, o siempre lo ha sido.
Buscar el mapa del laberinto, soñar con poemas ocultos.
Una montaña rusa.
Una habitación a oscuras.
114 días pueden sumar toda una vida.

4.4.05

De viaje

Recorriendo tantos kilómetros que el paisaje se me difumina, todo da vueltas. de viaje interior que me llevará al filo de tus horas o me despedirá hacia el olvido.
Estoy de viaje hacial el final, hacia la línea de partida.
Estoy de viaje, descontando días, recorriendo las horas, explorando mis rincones secretos.

31.3.05

treintayuno

Esperar a que pase el chaparrón, o cerrar los ojos y soñar que no pasa nada, que todo es un columpio hecho de plumas. Sentarse sobre el tiempo a mirar cómo transcurre, en silencio, sin mas palabras que las justas, sin paréntesis, sin puntos suspensivos.
Recomponer retales, juntar pedacitos diminutos hasta crear la imagen de un recuerdo y respirarlo, masticarlo.
Fabricar un sucedáneo de realidad que aquiete toda la tormenta, rellenar todo de algodón, hablar bajito sin susurrar, no sea que la sangre se encienda.
Imaginar que nada pasa, que todo está en calma, que apenas frío ni calor.


Eso, o jugar. Hoy jugar, porque sí, porque a veces sabemos que el fuego se inventó para destruir la tranquilidad fría del invierno. Jugar y perdernos. Aunque sólo sea por un día.



Ya sabes, perdernos…
Tu quieres?

27.3.05

algo así como nada

Otro cigarro, quizás demasiados para hoy, teniendo en cuenta que aún queda la mitad del día. Ayer fue una manzana podrida, hoy una montaña rusa. La vida es algo raro, bien raro.
El corazón está repitiendo una especie de mantra suicida, algo totalmente incomprensible a gran velocidad. Las horas se enganchan en las agujas del reloj, quedándose paradas, como sin ganas de fluir.
El aire es pastoso. Ya no llueve. Ya nada.
Es como la sensación de tener que salir corriendo pero con las fuerzas justas para quedarse tirado en algún rincón.
Quizás haya que preocuparse, quizás haya que celebrarlo.
De frente un espejo y dos ojos verdes.
- bueno, y ya que…-
Ya nada. LA SUERTE ESTA ECHADA.

26.3.05

El día que dejes de mirarte el ombligo, seguro que te sorprendes...
...o quizás no...

24.3.05

Creo que por fin he logrado salir de la cárcel que fui fabricando con aquellos besos que no me diste, que aprendí a vivir fuera del agua de tu mar.
Ya no te temo, ya sé qué piel es la que te abriga y cómo se bucea bajo el barro.
Ahora es siempre, y siempre puedes, pero si vas a hacerme esquirlas en el alma mejor ni te acerques. Nunca supe qué podría ser peor, si tu máscara o tu espejo.
Los tatuajes que me dibujaste no se borran con nada.
Decir te quiero no debería ser tan fácil. Los aviones vuelan demasiado deprisa.

23.3.05

crack

Rose 42. Oleo de Mark Ryden

Él dijo: te necesito. Después cerró los ojos y desapareció borrado por el humo del cigarro que prendimos al filo de la madrugada.

16.3.05

Recuerdo que hubo un tiempo en el que traté de olvidarte. Mi cerebro sabía que había que olvidarte, mi corazón no podía; así que a cambio olvidaba atarme los cordones de las botas, olvidaba comer, olvidaba cómo se escribían algunas palabras. Yo quería olvidarte, y tu me escribías mail cortitos que no decían apenas nada o que lo decían todo, y yo los eliminaba de modo inconsciente; luego quería releerlos, pero ya era tarde.
Me quedé a medio camino del olvido. Llegado a este punto no sé si es pronto o si es tarde…

12.3.05

para Pokito

Quién sabe

¿Te importa mucho que dios exista?
¿te importa que una nebulosa te dibuje el destino?
¿que tus oraciones carezcan de interlocutor?
¿que el gran hacedor pueda ser el gran injusto?
¿que los torturadores puedan ser hijos de dios?
¿que haya que amar a dios sobre todas las cosas
y no sobre todos los prójimos y prójimas?
¿Has pensado que amar al dios intangible
suele producir un tangible sufrimiento
y que amar a un palpable cuerpo de muchacha
produce en cambio un placer casi infinito?
¿acaso creer en dios te borra del humano placer?
¿habrá dios sentido placer al crear a Eva?
¿habrá Adán sentido placer cuando inventó a dios?
¿acaso dios te ayuda cuando tu cuerpo sufre?
¿o no es ni siquiera una confiable anestesia?
¿te importa mucho que dios exista? ¿o no?
¿su no existencia sería para tí una catástrofe
más terrible que la muerte pura y dura?
¿te importará si te enteras que dios existe
pero está inmerso en el centro de la nada?
¿te importará que desde el centro de la nada
se ignore todo y en consecuencia nada cuente?
¿te importaría la presunción
de que si bien tú existes
dios quién sabe?
(Mario Benedetti)

6.3.05

Te juro que me está dando miedo. Siento el pánico helador corriendo por adentro mio.

No sé a quién escribes poemas, o tal vez lo sé demasiado bien.

Disculpa si,tal vez desaparezco. Tendrá que ser por poco tiempo. Lo sabes tan bien como yo.
Me está dando miedo. Mucho, mucho miedo.

Image hosted by Photobucket.com

5.3.05

Bajo por el camino de baldosas movedizas, huele a agua, a tierra mojada. Y yo sobre el suelo que tiembla, haciendo equilibrios sobre una montaña de palabras.
Él dice que tengo ojos de alfiler, mirada punzante. Él dice que no sabe olvidarme. Él dice que tiene sed. Y yo sonrío por inercia.
Bajo, y a un costado, aquel lugar donde comenzó a morir el bebé que nunca nació de mi vientre, aquellos rosales del día de mi cumpleaños, aquellos besos en el filo de la vereda del parque. A un costado todo lo que has olvidado.
Él dice que mi sonrisa emborracha. Él repite su sed en mis oídos. No sonrío.
Estoy de recolecta. Recojo los pedacitos olvidados, los restos de nosotros que quedaron prendidos en las hojas de los árboles y en las farolas.
Él dice, y yo no quiero escucharle. Palabras.
Miro al cielo. Hay tres aviones rasgando la superficie azulada, como arañazos, como hojas de cuchillo.
Él me mira y escupe los restos de su sed sobre mi pelo. Después se queda en silencio, apretando nudos con su mirada. Y yo me pregunto qué estarás mirando ahora, en este preciso momento en que no me miras.
Él dibuja serpientes que se deslizan dentro de mi cabeza. Yo siento frío, el frío de después de la soledad, ese que abre la puerta del vacío, ese que no se va con nada.
Él dice que tengo labios de flor, de algodón de azúcar. Yo me pregunto cómo me verás, durante cuánto tiempo, a qué distancia.
Él tiene hambre y yo tiemblo.
Él dice fuego. Yo quiero soñar y encontrar mi casa.
Destiempo y confusión.
El mar ha abierto una brecha entre los dos que no sé como se cierra. El mar ha abierto una rendija por la que entra frío, ha levantado un muro que me separa del mundo.
Él acaricia mi mano. Enciendo un cigarro y saco las llaves. Adentro gana el silencio.
Hoy necesito tu palabra justa. Pienso en ti sin sonreír, quisiera saber qué ves cuando amanece, quisiera recordar cómo eras cuando no te miraba. Quisiera haberte olvidado.

4.3.05

Siempre lo supe.
Siempre en silencio.
Ahora ya no sé mas. Aprendí deprisa a estar lejos de tu costado.
Te acercas.
Retumban las paredes.

?
y los aviones lloran lágrimas de acero y nubes.

2.3.05

Hoy me canso
De este escaparate
De esta escalada por los días
Y deseo ser ovillo
Deseo un hueco en ti
Que me permitadesaparecer

28.2.05

Otro día raro

Escena:
Febe en su puesto de trabajo, muy poco Febe y muy “otra”, todo maquillaje, faldita, chaqueta y demás parafernalia.
De pronto baja un tipo a recepción con su mate y su termo.
- Esteeee... Disculpe señorita, dónde podría conseguir agua para el mateee??
Y yo… sintiendo una nostalgia… una especie de “orgullo patrio” o “conexión argentina”… o vete tu a saber qué cosa…

Qué cosas me pasan. Será esta la re-colonización pero a la inversa y ha comenzado por mi? Me estaré “argentinizando”? o simplemente sea que extraño las “costumbres argentinas”… si, esas que trajiste VOS a mi vida.

25.2.05

Te vi
Te miré con los ojos
Con el alma
No supe cómo mirar
Parecías otro
Parecías el mismo
Aquel que no se parecía a ti
Detrás de mi sonó un canto de sirena
Detrás de mi
Una guadaña
Una interrogación un tulipán
Y palabras
Nunca has tenido
Palabras para mi
Palabras como ramas
Silencios entrelazados
Y quién soy
Cómo me nombrarías
si fuese un poema
Como me tocarías
Si estuviese hecha para tu piel
Te vi
Ayer te vi
Y no supe reconocerte
Será mi mirada
Serán las termitas
Será la oscuridad
Ven pronto
Te vi
Y pensé que te había olvidado
Creí que sería el mar

24.2.05

?

A ratos me rebelo
Vacía y difusa
Quisiera saber si vendrás para volver…

Los aviones vuelan demasiado deprisa
un hueco es tan solo un hueco.

23.2.05

Los autobuses me hacen llorar.
Las carreteras se estrechan hasta cerrarse como nudos. Líneas continuas y discontinuas, asfalto, que me alejan y me acercan los puntos equidistantes del mapa que recorro sin llegar.
A pesar del pesar, te espero.

18.2.05

Ni siquiera sé si leeras esto, pero cuando las cosas no pueden ser, no pueden ser.
Hace ya muchisimo tiempo que rompiste algo. Ahora ya no puede arreglarse...

Que tengas buena vida.

17.2.05

Ni un segundo.
A veces dormir sin ti es como quebrarse.
Esperarte es como huir en ninguna dirección.

15.2.05

Afiche

Cruel en el cartel,
la propaganda manda cruel en el cartel,
y en el fetiche de un afiche de papel
se vende la ilusión,
se rifa el corazón...
Y apareces tú
vendiendo el último jirón de juventud,
cargándome otra vez la cruz.
¡Cruel en el cartel, te ríes, corazón!
¡Dan ganas de balearse en un rincón!

Ya da la noche a la cancel
su piel de ojera...
Ya moja el aire su pincel
y hace con él la primavera...
¿Pero qué?
si están tus cosas pero tú no estás,
porque eres algo para todos,
como un desnudo de vidriera...
¡Luché a tu lado, para ti,
por Dios, y te perdí!

Yo te di un hogar...
¡Siempre fui pobre, pero yo te di un hogar!
Se me gastaron las sonrisas de luchar,
luchando para ti,
sangrando para ti...
Luego la verdad,
que es restregarse con arena el paladar
y ahogarse sin poder gritar.
Yo te di un hogar...
-¡fue culpa del amor!-
¡Dan ganas de balearse en un rincón!

(Homero Expósito)

8.2.05

Soñando...


Mientras duermes te sueño ovillado a un costado de mis horas más oscuras.
Después del último trago, detrás del próximo cigarro, vas a desaparecer.
Antes descansa entre mis muslos, cúbrete con mi piel, déjame atrapar tus pesadillas entre mis dedos, y dibujarte con mi lengua un nombre nuevo.
Luego corre, no me mires a los ojos; no quiero adivinar la verdad.

6.2.05

Hoy serían ya 6 meses...
Yo aún me acuerdo cuantos nervios, cuanta confusión, cuanta alegría.
Y aquella noche bajo el cielo de Madrid sobre los tejados...
No sé qué pensarás, pero me parece que, despues de todo, el 6 no era el número de la suerte...

5.2.05

Algunas noches, como ésta, arrastro el pelo por las aceras, clavo los tacones de mis botas en algún charco varado en la avenida, disparo sin puntería, persigo vientos en contra.
Después regreso agotada, a la misma cama vacía y arrugada, y nado contra corriente a favor de las horas.
Algunas noches, como ésta, desnudo la sensación de sentirme anclada a VOS sin poder navegarte.

4.2.05

No estoy en alquiler
No estoy en venta
Me regalo por cada recodo de sombra
Por cada borde de copa
Por cada filo de cuchillo
Me derramo
Me desangro
Me entrego
Olvido que te recuerdo
Que te deseo
Y si hay tormenta
Salgo a subasta
Pedazo a pedazo
Yo
A contratiempo
A contrarreloj
Con los dedos cruzados
Porque pujes
Por

3.2.05

No quiero caer, no quiero darme por vencida. Pero el día es tan largo, tantas horas, tan poco sueño, tan pocos sueños…
Me duelen los huesos de temblar lejos de tus manos, la esperanza se me pierde cada vez que miro un calendario y veo nuestras vidas al margen de nuestra vida.
No quisiera rendirme. Pero tengo perdida la esperanza, sin fe en la palabra regreso, me pesa el corazón y me escuecen los ojos.
Estos días están siendo complicados. Tengo sed, tengo frío. Estoy asustada.
Tengo una pistola.
Los aviones vuelan demasiado deprisa en dirección opuesta…

2.2.05

No me arrepiento de este amor

ATTAQUE 77

No me arrepiento de este amor
Aunque me cueste el corazón
Amar es un milagro y yo te ame
Como nunca jamás imaginé
Tiendo arrancarme de tu piel
De tu mirada, de tu ser
Yo siento que la vida se nos va
Y que el día de hoy no vuelve más
Después de cerrar la puerta
Nuestra cama espera abierta
La locura apasionada del amor
Y entre un te quiero y te quiero
Vamos remontando al cielo
Y no puedo arrepentirme de este amor

1.2.05

Sabes?
Hoy traté de escuchar algo de la música que dejaste por aquí, como una estela de tu paso. Traté, pero terminó tragándome el vacío de no poder traerte con una palabra.
Aún estoy en el intento de saber qué hice mal para que abrieras las heridas que ahora me sangran. Y a pesar de todo te quiero a mi lado, y debido a todo no quiero pasar por esto. Y a veces estoy muerta, y otras veces me dan ganas de huir. Hay dias que siento rabia y no sé porqué sostener las notas de la misma canción.
Y te temo, y te quiero, y te odio, y eres mi pan y mi sal, y mis pesadillas y mis noches de insomnio.
Amor de mi vida. No puedo vivir sin ti, ni sé si podré vivir contigo.
Mi vida, te necesito a mi lado, necesito olvidarte, te quiero.
Quizás esté loca. O quizás me esté perdiendo un poco cada vez que amanece y de nuevo el sol me descubre despierta sobre el filo de mis dudas, sentada en el umbral de esta ausencia rota.
Mi amor, le temo al tiempo, a cada hora lejos de la piel que me mantenía envenenada, de las palabras que me hipnotizaban…

26.1.05

Quizás la solución esté en el olvido...
Todo sucede al margen de mi vida y no sé cuánto puedo esperar. Porque estoy rompiendome otra vez. Porque duele. Todo duele.
Mi amor. Todo es feo.

24.1.05

Pido perdón
por esta memoria selectiva
Por esta destreza asesina
con que me corto las venas
cada madrugada
cada tarde
cada semana
Pido tu palabra
Pido la palabra
“Ven”
para mí
para poder decirla
para susurrarla
sin tapujos
sin arrepentimientos
Y mientras pido perdón
te lo pido
por esta ausencia de olvido
por dudar
y por doler
por veros
los dos
lados
del mismo cuadro
y volver a la calle
de noche
lloviendo en mi interior
como en Noviembre
con las horas asesinas
-sin descanso-
colgadas en las esquinas
de mi cordura

22.1.05

Acaso alguien conoce lo que está por venir?
Y para entonces, seremos dos desconocidos?
Cuánto tiempo queda hasta entonces?
Sobreviviremos a la espera?

21.1.05

Es este silencio, esta noche que me toma por sorpresa y me posee, me desnuda, me llena de truenos, de dudas, de flor de piel, de sed.
Extiendo la mano de este lado de la cama. Nadie responde a la llamada de mis horas silenciosas. El tiempo se evapora, los aviones saben volar, los continentes derivan huecos que se abren y se llenan de agua de mar.
Hay manchas en mi cama, palabras que no sé comprender, espirales, susurros, miedo.
Soy. Sola, una, vacía. Por siempre? O jamás?
Como si llegaran a buen puerto mis ansias,
como si hubiera donde hacerse fuerte,
como si hubiera por fin destino para mis pasos,
como si encontrara mi verdad primera,
como traerse al hoy cada mañana,
como un suspiro profundo y quedo,
como un dolor de muelas aliviado,
como lo imposible por fin hecho,
como si alguien de veras me quisiera,
como si al fin un buen poema me saliera...
una oración.
(De "como un dolor de muelas". J.Sabina)

18.1.05

Mi amor era breve y conciso, mi amor era terciopelo y helado de caramelo, mi amor era cuchillo y truenos. Mi amor me daba calor, compañía. Mi amor fabricó para mí un disfraz de hembra en celo y me lo arrancó alguna noche de fuego. Mi amor era un niño, un gato, era caricias en la tarde, era silencio y sueños. Mi amor era un lugar en el mundo donde no cabía lo feo. Mi amor era piel, era cielo. Mi amor era futuro.
Mi amor no existió; o eso me repite mi ángel de la soledad cuando camino a oscuras.

16.1.05

Se que la ciudad termina en un muelle luminoso que canta canciones de agua, pero aún no he podido enfrentarme a su espejo.
De momento me guardo de salir a la calle sin compañía. Voy buscando ayuda para doblar esquinas y patear aceras.
No sé si lo sabías, esta es una ciudad antropófaga, y sus mordiscos duelen.

15.1.05

se busca:

Tiempo perdido, es de color dorado y negro, un poco escurridizo. La última vez que se le vio llevaba una maleta llena de caricias y de besos, un abrigo de promesas olvidadas, el corazón de plástico de una muñeca y un saquito de lágrimas en la mano derecha, calzaba patines y corría y corría.
Le gustan los atardeceres, el mar y las palabras. Es escandaloso y va salpicando todo de horas intensas, pero no se preocupe, parece ser que su mancha no deja huella.
Si lo ve, dígale que debe volver para ocupar su lugar en la memoria, que sin él la línea del tiempo se está transformando en un círculo vicioso.

14.1.05

Supongo que no hay nada que me ate a ti, o para ser mas exactos, no hay nada que te ate a mi. Y yo me mantengo en el intento de atar nudos, que mas parecen estorbarte en tu vuelo, en vez de servirte de punto de agarre.
No me pidas que construya una casa para ti y que riegue las flores por si un día decides volver, si en realidad no quieres este futuro. Porque a veces no sé si eres tú o tu mascara, porque la mayor parte del tiempo no estás y eso ya es bastante complicado.
Sabes de todo el amor que te he dado, sabes de la vida que te he entregado. Conoces mi lado frágil. Por favor no me hagas daño. Lo sabes. Soy yo. La que…
VOS lo sabés, soy yo.
Si quieres me rindo, desisto, pero no me hagas daño.

13.1.05

Quiero vengar este silencio persistente y así poder escribirle una larga carta a tu ausencia.
No sé si estoy de despedida, estoy en el post parto de esta partida (en dos) de mi vida. Que me dejaste con la palabra beso en la boca, y restos de labio a flor de lengua.
Ahora me siento equipaje a medio hacer.
Ahora parece que me estoy yendo del lado correcto del corazón para compensar la balanza de las veces en que no te encuentro.
No sé si estoy de despedida; estoy en el punto de mira del ojo de la aguja de mi vida.
Estoy que me estrecho, estoy que me evaporo, estoy a punto de decir adiós sin mirarte a los ojos.

12.1.05

PESADILLA 15: VIVÍ

Una vez viví entre las manos de un hombre al que amamantaba; y le daba a luz cada vez que se quedaba a oscuras.
Una vez viví al costado de un hombre al que daba de comer tierra, sol y sangre.
Una vez viví en la costilla de un hombre que me creó a imagen y semejanza del olvido, un hombre al que guardaba en mi placenta cada tarde hasta que le crecieron alas.

Ahora vivo en el filo de un cuchillo en el que siempre es otoño, y riego un pensamiento con saliva, y el aire arrastra las caricias secas que se me caen de las manos.
Ahora vivo en un aullido, y lleno de viento mi vientre vacío.

10.1.05

Paso la noche despierta desenredando preguntas anudadas en mi pelo.
La casa huele a ti, tu olor aún late entre las sábanas como un cadáver caliente. Y yo tratando de inventar palabras luminosas, mientras el sillón y los cuadernos gritan sollozos que suenan igual que tu nombre.
No estoy asustada, solo estoy jugando a no caer por ese agujerito abierto a los pies de la cama; me columpio a oscuras, salto y vuelvo a empezar.
Aún no te he olvidado, debe ser temprano, aún no has dejado de dolerme.
Paso la noche lamiendo el cristal de la ventana, recordando alguna noche furtiva de batallas encontradas.
A veces las noches son largas, a veces duran todo el día, a veces enciendo la luz y pienso. Pienso que quizás quede demasiado para que llegue el momento, para que regreses a algún lugar, para que termines de olvidar, para saber qué me dices cuando me susurras, para distinguir lo que escucho de lo que quisiera escuchar…

9.1.05

Quizás hubiese sido más acertado pedirte algún deseo que pudieras concederme, en vez de desear que me amaras…

7.1.05

Algunas veces me pregunto qué esperas; si es que esperas algo. Seguir tu vida con la mía en paralelo? Una amiga? Una hermana? “algo mas”?
Algunos días querría saber qué esperar, si esperar, rehacer, olvidar, continuar, construir u olvidar… Se me ocurre que un camino en paralelo es difícil continuarlo tal cual era antes, porque no me imagino vivir pensando en ti, cocinarte, cuidarte, mimarte, y pensar en alguien mas que ocupe mi alma, o mi cama, o mis días, o mis horas… Por el momento tampoco me imagino pasar las horas sin ti, no poder volver a pelarte la fruta, no preparar la cama cuando estés cansado, no dormir cogida de tu mano…
No sé qué futuro le espera a las pequeñas cosas cotidianas; y aunque sé que es cuestión de dejar pasar el tiempo para que las respuestas nazcan solas, me pueden estas ganas de avanzar, me habita esta semilla de incertidumbre y deseos escondidos.
Porque a veces las pequeñas cosas tienen mas peso que cualquier otra supuesta cosa importante.

6.1.05

ayer pensaba en ti...

Cómo decir que me parte en mil
las esquinitas de mis huesos,
que han caído los esquemas de mi vida
ahora que todo era perfecto.
Y algo más que eso,
me sorbiste el seso
y me defiende el peso
de este cuerpecito mío que se ha convertío en río,
de este cuerpecito mío que se ha convertío en río.
Me cuesta abrir los ojos
y lo hago poco a poco,
no sea que aún te encuentre cerca.
Me guardo tu recuerdo como el mejor secreto,
que dulce fue tenerte dentro.
Hay un trozo de luz
en esta oscuridad
para prestarme calma.
El tiempo todo calma,
la tempestad y la calma,
el tiempo todo calma,
la tempestad y la calma.
Siempre me quedará la voz suave del mar,
volver a respirar
la lluvia que caerá
sobre este cuerpo y mojará
la flor que crece en mi,
y volver a reír
y cada día un instante volver a pensar en ti,
en la voz suave del mar,
en volver a respirar
la lluvia que caerá
sobre este cuerpo y mojará
la flor que crece en mi,
y volver a reír
y cada día un instante volver a pensar en ti.

(Siempre me quedará. Bebe)

4.1.05

DEJA VU

Esto ya lo he vivido yo antes... porqué tendré tan buena memoria para algunas cosas??
De nuevo me despierto, sobresaltada, para comprobar que no estás.
No estoy triste, no te preocupes. Es sólo este vacío que me llena de silencio. A veces las manos me duelen un poquito porque no puedo acariciarte; se me quedan frías y tirito. Tu ya lo sabes, es esta piel de hielo que no puedo evitar que se me quiebre; yo sola no consigo entrar en calor.
No te voy a engañar. A veces me asusto porque no logro ver la puerta de salida, y cada cosa está impregnada de tu nombre, y yo no sé qué hacer, y el reloj parado, y la habitación a oscuras.
A veces me decido a olvidarte, y pienso en cosas feas, en filos de cuchillo, en momentos sangrantes; pero sin ti no soy yo, y no se me ocurre otro modo de sobrevivirme.
Y hay días, amor, que simplemente duele. Duele el corazón, la barriga, la piel, los ojos, los labios; las muñecas dan punzadas, se me corta la respiración, se me quiebran las yemas de los dedos.
Es, mi vida, este desamor, que me tiene vacía y congelada; que me mantiene fea y rota. Es este sentirme amputada.
Es este estar sin ti que me secuestra las horas. es tan solo el cansancio de cargar con mi cadáver, y tener que sonreír, y jugar a que no sucede nada. Y esperar que a ti te importe, y soñar que quieres abrazarme… Aunque solo fuera un momento, aunque solo fuera esta noche en que estoy rota, esta noche que tengo frío.
Otra noche más, amor mío.

2.1.05

Hay momentos en los que me pregunto cómo deseas que te quiera.

Hay momentos en los que me pregunto si, para quererte como tú deseas, primero tendré que olvidarte.