17.6.04

Hoy el cielo trajo lluvia de cristales rotos. Y yo sola, rota, silenciada, sin saber qué creer y de qué dudar, sin saber ni mi nombre.

Te diría que no sabría olvidarte pero voy a intentarlo.
Te diría que no hay salvación, y que la semilla de la duda es difícil de arrancar cuando ya ha germinado.
Te diría que hay algo que me duele y algo roto que no puede recomponerse.
Te diría que te querría, pero que siempre termina por hacérseme tarde.
Te diría que si no estabas allí habría cosas que no podrías haber visto, pero tus ojos las vieron; que si no estás cerca del buzón no puedes recoger la carta, pero tú la leíste, y ya no quiero mas porqués.
Te diría que me digas cosas lindas como gomas de borrar memoria.
Pero no te diré nada. Tal cual tu me enseñaste a hacer.
Un beso mi amor.
Que tengas buena vida.

No hay comentarios: