10.4.04

Los aviones siguen su rumbo sin mirar atrás. Nuestras vidas siguen su curso, lejos, siempre lejos de los aviones. Tu lo sabes, yo lo sé. Ya no hace falta que disimulemos.

Ya no te espero, ni hago maletas. Y sé que tú haces lo mismo. En eso si que nos parecemos...

No hay comentarios: