29.4.04

Sucedió que me lo fuiste dando todo. Todo lo que no quería, cada momento que esperaba no vivir, cada sílaba de tu garganta congelada.
Sucedió que me fuiste ocultando todo lo que yo veía, como si tan solo tu pulgar pudiera esconder la luz de la luna.
Ahora te has convertido en un espejo, y el eco te rebota enfurecido contra los tímpanos.
Te escucho de lejos y pienso. Ten cuidado, no vayas a atragantarte con tus propias palabras.

28.4.04


Dice: sigo aca.
Y nunca dijo nada tan cierto.
ACA= 11205 km y sin posibilidad de comunicación directa.
ACA= 0
Yo tambien estoy aca, pero no voy a volver.

27.4.04

Hay silencios sonoros. Silencios que producen mas estruendo que mil tormentas. Silencios extraños, iguales al silencio de después de una explosión, desoladores.
Hay silencios que no te dejan dormir y hacen que el mundo gire deprisa y se mueva bajo los pies.
Hay silencios que te taladran los tímpanos y te aprisionan bajo un mar de preguntas.
Rompe el silencio. Rómpelo, aunque sea por un segundo.

25.4.04

Febe mira a su alrededor y descubre que las cosas no son lo que parecen. Aunque ya lo sabía, pero aún le gusta sorprenderse.
Febe pinta un cuadro donde vomita los últimos resquicios de “todo aquello”, se cubre con la sensación de estar bajo un cielo malva y sale a la calle.
Febe se mira en el espejo de Juan Angel y se da cuenta de que “nada es cierto”.
Hay que cambiar o no, pero ya no vale seguir siendo un puñado de hilitos que unen remiendos.
Sin fast forward, robando finales:

-ningun futuro esta escrito.
-abrir la puerta para ir a jugar.
-veremos.

La vida no está ahí fuera, simplemente está. Febe puede volar.


24.4.04

A cada hora en punto te busco, espero paciente a que no aparezcas y continúo con mi rutina rota.
A cada hora y cinco me reinvento, me renuevo y me dibujo, construyo el personaje de la amnesia.
A cada hora y media me viene una memoria desdibujada, un dibujo de sombras, un deseo, una desazón.
Minuto cuarenta y cinco, pinto retratos de sensaciones que solo yo comprendo, me desnudo y me cubro con ellas, me desdibujo confundida con las manecillas del reloj.
En quince minutos llega esa que te busca. Y vuelta a empezar.
Hay veces que rompo la rutina. En entonces cuando te lloro lágrimas caducas.

22.4.04

Como una sala de espera, así fui yo por ti. Llena de silencios, de sonrisas, de miedos, de impaciencias, de paciencia. Como una sala de espera sin nadie, cuando todos los aviones han llegado y solo quedan los ecos de las últimas pisadas.
Yo soy yo sin ti. Me costó aprender, me costó sobrevivir al nombre que me diste, a los besos que me robaste, a los huecos que tejiste con tus horas.
Yo ya no soy nosotros, soy solo yo, aunque a veces pesen los pronombres. Aunque a veces la memoria me traicione.

20.4.04

Hoy se me enredaron a los tobillos un puñado de cosas chiquitas y por su culpa descubrí que hay cosas pequeñas que me resultan importantes. A veces las cosas chiquitas pesan igual o mas que las grandes cosas.
Y por aquí siguen mis cosas importantes, cosas como un vaso de agua fría, una mirada de gato, un amanecer malva entre palmeras, el olor a maíz, las canciones antiguas, la lluvia, los agujeritos que me dejó, el modo de disimular las ojeras, las horas de insomnio, saber que volverá, los relatos cortos, los poemas de mentira, un saxofón, mis botas de chica malvada, los collares de cuentas, saber que estas bien, saber que te acuerdas de mi nombre, saber que te podré olvidar, las velas encendidas, los besos a escondidas...
Y tantas cosas. Cómo podrán seguir todas ahí, aún, a pesar del tiempo...

18.4.04

Me pasa que a veces no sé qué cosas son realidad y qué cosas he soñado.
Hoy escribí una carta a un fantasma, fue algo muy muy fácil, solo tuve que decir lo que pensaba tal cual lo hacía.
Su recuerdo era tan nítido que pudo ser algo real una vez, pero no, no es posible, seguro que todo fue un sueño, y que yo escribí una carta a un fantasma.
Y en este estado de cosas, sigo distanciándome, cada vez mas lejos a pesar de que el horizonte no parece acercarse nunca. Pocas cosas duelen estando tan lejos; pero yo parezco dormida, congelada.
Supongo que es el precio a pagar…

14.4.04

...Y después de susurrar un te amo que llevaba días arañándole la garganta, se quedó dormida y soñó que él respondía con un beso.

13.4.04

Me siento como si ya me hubiese marchado...
Veo las cosas desde lejos, y hay unas cuantas que comienzan a parecer tan irreales.
Los autobuses me hacen llorar.
Las carreteras se estrechan hasta cerrarse como nudos. Líneas continuas y discontinuas, asfalto, que me alejan y me acercan los puntos equidistantes del mapa que recorro sin llegar.

10.4.04

Los aviones siguen su rumbo sin mirar atrás. Nuestras vidas siguen su curso, lejos, siempre lejos de los aviones. Tu lo sabes, yo lo sé. Ya no hace falta que disimulemos.

Ya no te espero, ni hago maletas. Y sé que tú haces lo mismo. En eso si que nos parecemos...

6.4.04

3.4.04

Estoy cansada.
De nada sirve gritar, llorar o protestar.
Necesito un hueco; un hueco donde ovillarme y ocupar el hueco que me ocupa a mí.
ERASE-REWIND

Hey, what did you hear me say
you know the difference it makes
what did you hear me say
Yes, I said it's fine before
I don't think so no more
I said it's fine before
I've changed my mind
I take it back
Erase and rewind
'cause I've been changing my mind
I've changed my mind
So where did you see me go
it's not the right way, you know
where did you see me go
No, it's not that I don't know
I just don't want it to grow
It's not that I don't know
I've changed my mind
I take it back
Erase and rewind
'cause I've been changing my mind
Erase and rewind
'cause I've been changing my mind
Erase and rewind
'cause I've been changing my mind
Erase and rewind
'cause I've been changing my mind
Erase and rewind
Erase and rewind
I´ve changed my mind!

(The Cardigans)

Así están las cosas... En este momento aprieto "Pause" en mi mando a distancia.

Hay cosas que nunca te digo cuando creo que quieres besarme...

La vida On line la mayor parte de las veces no llega ni a la categoría de sucedáneo (no vayas a engañarte a estas alturas).
Voy a bucear Off line. Pero vuelvo. O vuelve mi demonio, que finalmente viene a ser lo mismo...

Creo que mi cerebro se ha roto...

Aún no he conocido a nadie que me demuestre que no es una verdad universal, la verdad del “nada dura”.

Y tu?

1.4.04

Tú no estarás aquí,
porque aquí todo presagia distancia.

(Nuria Prats)

sinabrazos
Te lo diría.
Te confesaría dos o tres cosas que no sabes, pero que quizás ya intuyas.

De momento te diré que hoy me estoy muriendo por pedirte un abrazo... Pero si me lo das, no me hagas daño...